Saltar al contenido

Manualidades para personas mayores

    Las manualidades para personas mayores en otoño son una de las mejores opciones para mantener a los ancianos activos, con inquietudes, y con una vida saludable durante la estación otoñal, cuando la temperatura comienza a ser más fría y las actividades de ocio al aire libre son cada vez más escasas. Tanto las manualidades como actividades durante estos meses, conllevan ciertos beneficios para la salud física y psíquica en el organismo.

    Los cambios estacionales tienen repercusión en las personas mayores. Tanto el calor como el frío influyen en el organismo y el estado emocional. Así como la llegada del verano y primavera despiertan emociones positivas, cuando hace presencia la estación otoñal y el invierno, necesitamos buscar actividades entretenidas que animen a las personas mayores durante estos meses.

    En la ancianidad, creemos erróneamente que el momento de descansar, de abandonar toda vida activa, pero ello sólo es un dañino prejuicio que, de ponerse en práctica como tantas veces sucede, acarreará perniciosas secuelas en la salud de la persona anciana. Sin embargo, aparte de que nunca es tarde para disfrutar de la vida, la actividad a edades avanzadas es muy beneficiosa para la salud mental y somática, así como también afectiva y emocional.

    Con el envejecimiento activo y saludable, se previenen además episodios depresivos y ansiosos, una gran pérdida de masa muscular, atrofias de los músculos, múltiples problemas y dolencias, óseos y musculares (como la artritis y su degeneración en artrosis, tan frecuentes a edades provectas), problemas circulatorios y cardiovasculares, enfermedades crónicas… El sinfín de beneficios para la mente y el organismo de una vida activa en la senectud hacen a esta, no ya recomendable, sino imprescindible para evitar complicaciones de salud en la tercera edad.

    Manualidades para ancianos en otoño

    Dentro del rico panorama de los trabajos manuales y actividades recreativas, algunos son especialmente indicados para la estación otoñal e idóneos para las personas de avanzada edad, podemos destacar una serie de trabajos fáciles y sencillos de realizar por los mayores y mantener así una vida activa y saludable.

    • Centros de mesa otoñales: es una de las manualidades estrella para esta época del año y que se puede aprovechar para el invierno. Basta con recoger diferentes hojas, frutos secos que tengan cáscara, disponer de alguna vela, piñas y cualquier motivo otoñal para ponernos manos a la obra. Una actividad a la que se puede sumar el cuidador y realizarla en común.
    • La bisutería con materiales fáciles, tales como la arcilla polimérica (de textura muy moldeable y semejante a la plastilina) o los materiales reciclados como puedan ser las botellas de plástico, tapones, etc. Con todos ellos es fácil crear pulseras, collares, y otros objetos de ornato.
    • Guirnaldas con hojas secas: con ellas podrás adornar cualquier espacio de tu hogar combinándolas como quieras con otros materiales como, por ejemplo, cinta de colores y purpurina. Para ello usaremos cola blanca y pinceles para decorarlas a nuestro gusto, consiguiendo exprimir la creatividad, concentración, la motricidad y la movilidad.
    • Figuras realizadas con fieltro o con cartón pluma. Las diferentes figuras tridimensionales creadas con materiales fáciles como el fieltro (que puede rellenarse de algodón) o el cartón- pluma (este último, disponible en cualquier papelería de barrio) nos facilitan un trabajo manual excelente para la concentración, la coordinación de los dedos y las manos, la memoria, el desarrollo de la creatividad y el pensamiento lateral que tan saludables resultan a nivel neurológico…
    • También los dibujos son muy recomendados como manualidad para adultos mayores por sus evidentes beneficios para la psicomotricidad. En este apartado, podemos incluir también la acuarela y otras modalidades de pintura, si es que la persona es lo bastante habilidosa para ello o posee formación previa al respecto.
    • También colorear figuras, por ejemplo, de madera o de yeso, es beneficioso, para la coordinación, concentración, memoria, psicomotricidad… con lo que constituyen una de más aconsejadas manualidades para personas mayores.
    • Papiroflexia, lo que los japoneses, verdaderos monarcas de esta materia, denominan origami. Realizar manualidades aparentemente tan sencillas como un gorro de papel, un barco, un avión, un cisne (a un nivel algo más complejo si se quiere), es igualmente benéfico para la mejor salud de la persona anciana.
    • Marcapáginas con palitos de helado. Este es otro aspecto de interés para los trabajos manuales de adultos mayores. En su simplicidad aparente, hay una gran variedad de tareas creativas que realizar al respecto: pintar los palos de colores, añadirles trozos de fieltro, plumas, dibujos…
    • Dibujos bordados con lana. Sobre un trozo de cartón o de cartulina se pueden bordar dibujos, en un trabajo sencillo. Dibujando una figura sobre el cartón y realizando pequeñas perforaciones en sus contornos, se puede bordar el dibujo sin gran dificultad para una persona mayor.
    • Otras manualidades sencillas: Macetas confeccionadas con botellas de plástico, cajas decoradas, un centro de mesa floral realizado con cajas de madera, botes de lápices, etc. Como suele decirse, en la variedad está el gusto.

    Beneficios que reportan las manualidades a los ancianos

    Como hemos señalado, cualquier tipo de actividad en edades avanzadas es beneficiosa tanto para el cuerpo como la mente. Ya sea el ejercicio físico moderado o actividades que puedan ralentizar el deterioro cognitivo, serán muy recomendables. Ni que decir tiene que las manualidades forman parte de ese grupo de actividades enfocadas a las personas mayores con las que podrán desarrollar diferentes habilidades, entretenerse y fomentar la comunicación social. A continuación, veremos qué beneficios reporta a los adultos mayores la práctica de cualquiera de ellas:

    – Las manualidades para personas mayores potencian las facultades físicas y mentales en los ancianos. Por ejemplo, mantiene activa la visión, ya que es necesario fijarse en detalles al cortar, pegar o coser partes de un objeto en cuestión. 

    – Reduce enfermedades como la artrosis, ya que son tareas que se realizan con las manos y mejoran los movimientos de estas, potenciando la fuerza, elasticidad, precisión y habilidad.

    – Les mantienen entretenidos y les ayuda a relacionarse con otros si se realizan conjuntamente y en grupos de trabajo.

    – Además, les resultarán muy beneficiosas para potenciar la atención, la creatividad, la memoria y trabajar la concentración.

    – A nivel emocional, les ayudan a estimular la confianza y aumentar la autoestima, mejorando el buen humor.

    – Reducen el estrés, alivian el dolor y fortalece el sistema inmunológico.

    A través de estas actividades, conseguiremos ralentizar el deterioro de las capacidades cognitivas, al mantener la mente activa. Sin duda son una excelente actividad de ocio para la tercera edad con las que se consigue un envejecimiento activo saludable. Desde mSoluciona Salamanca, os proponemos realizar algunas de estas manualidades con vuestros familiares mayores o con la persona que cuidéis, seguro que les va a encantar.